Saltar al contenido

Remedios caseros para los forúnculos y úlceras

A veces suele suceder que se forman abscesos, forúnculos y otras lesiones en nuestra piel debido principalmente a la higiene y a la deshidratación. Es recomendable tomar mucha agua, limpiar la piel y aplicar algunos de estos remedios caseros para los forúnculos y úlceras a continuación para notar mejoras.

Estos remedios caseros para los forúnculos y úlceras te serán de mucha ayuda

Cataplasma de saúco: uno de los remedios caseros para los forúnculos y úlceras que puedes aplicar es cortar en pequeños pedazos un poco de hojas de saúco. Posteriormente podrás colocarlo en un mortero y le agregarás dos cucharadas de vinagre hasta que se forme una especie de pasta. Esta pasta la vas a colocar en un baño de maría y posteriormente la aplicarás a la zona afectada. Deberás cubrir con un paño y dejar actuar.

Alholva: otro de los remedios caseros para los forúnculos y úlceras que puedes hacer es colocar una cucharada grande de alholva en un poco de agua y hacer una pasta. Luego agarrarás la pasta y la colocarás encima de la zona que tengas afectada y la dejarás actuar durante 20 minutos aproximadamente. Esto lo harás entre dos y tres veces al día; y al cabo de un tiempo notarás la mejora.

Hojas de repollo: otra de las soluciones para tratar heridas sobre la piel es agarrar las hojas de repollo (aproximadamente cuatro o cinco) y combinarlas con nata líquida hasta formar un preparado consistente. Posteriormente vas a colocar una gasa encima de todo y esperarás una hora aproximadamente. Este proceso lo repetirás unas tres veces al día.

Otra de las cosas que puedes agregarle a todas estas mezclas es el comino negro. Puedes añadirle algún aceite esencial y hacer tus propias combinaciones. Si quieres puedes hacer una mezcla de comino con aceite de oliva para colocarlo en la zona afectada varias veces al día mientras estás trabajando.